Otro

La dieta "Revenant" de Leo: ¿Es seguro comer toda esa carne cruda?

La dieta


We are searching data for your request:

Forums and discussions:
Manuals and reference books:
Data from registers:
Wait the end of the search in all databases.
Upon completion, a link will appear to access the found materials.

¿Alguien puede comer toda esa carne cruda sin peligro y no morir?

Leo tuvo que pasar por mucho para filmar El renacido.

Si has visto El renacido, en el que Leonardo DiCaprio recurre a algunas tácticas locas para sobrevivir estando solo y herido en el desierto, probablemente se dio cuenta de la cantidad de carne cruda que consume el tipo en su camino a la seguridad (incluido el hígado de bisonte crudo, que el abogado y los agentes de DiCaprio tenían para cerrar sesión).

Si decide matar a un animal y comérselo crudo en ese mismo momento, probablemente no tendrá un buen día. Si bien la carne es estéril, puede contaminarse fácilmente durante el proceso de matanza, y los virus y parásitos pueden transmitirse de esta manera (el hígado puede estar especialmente plagado de enfermedades, por lo que aunque Leo no se haya enfermado por comerla, no es así. No significa que tú tampoco lo harás).

Pero si está planeando platos preparados con carne cruda en un restaurante, como sushi o tartar, entonces esa es una situación completamente diferente a comerse un oso que acaba de matar. Porque cuando se trata de carne cruda, depende del tipo de animal, así como de la forma en que se trata después de su sacrificio. La razón por la que los asadores de alta gama pueden salirse con la suya sirviendo carne cruda sin enfermar a nadie es porque la carne en sí es prístina y no alberga patógenos o virus. No puede estar tan seguro de eso cuando la carne de res ha sido envuelta en una envoltura de plástico y ha estado en el estante de un supermercado durante días. Lo mismo ocurre con el pescado crudo; a restaurantes de sushi la calidad del pescado es lo que se denomina "grado sushi", lo que significa que se puede comer crudo si se manipula correctamente.

En su mayor parte, toda la carne roja se puede comer cruda si se manipula correctamente después de sacrificarla. Debe mantenerse frío, finamente picado (como el tartar) o en rodajas finas (como el carpaccio) para evitar una textura desagradable, pero siempre que esté fresco y limpio (y hecho de músculo entero, no muchos animales diferentes ) eso probablemente no te enfermará. En cuanto a las aves de corral y el cerdo, las probabilidades de que te enfermen si no se cocinan son mucho más altas. Esto es especialmente cierto en el caso de las aves de corral, que el USDA advierte que nunca se deben comer si no se cocinan a al menos 165 grados F.


13 recetas de alimentos curativos para estimular su sistema inmunológico

Cuando estás enfermo, la nutrición es muy importante. Cuando su apetito se está agotando, no puede retener mucho o saborear bien, y puede ser difícil comer lo suficiente como para alimentar su cuerpo y comenzar a estar más saludable. Estas recetas paleo están repletas de alimentos curativos como la cúrcuma, el limón y el ajo, y ayudarán a estimular su sistema inmunológico para que pueda recuperarse más rápido y recuperar el apetito.

1. Latte de cúrcuma mejorado
La cúrcuma ha sido considerada durante mucho tiempo como una raíz curativa para su cuerpo con sus propiedades antiinflamatorias. Si te sientes mal, ¡una bebida caliente a menudo también se siente bien al bajar! Prueba este café con leche de cúrcuma con péptidos de colágeno, jengibre, canela, aceite de coco y más.

2. Sopa de pollo paleo curativa
Por supuesto, la sopa de pollo es un buen alimento para un cuerpo enfermo. En esta receta, el caldo se cura en el intestino (incluso mejor si usa caldo de huesos casero) mientras que la cúrcuma y el ajo actúan sobre la inflamación y las bacterias que podrían evitar que se sienta lo mejor posible.


Foto: Bienestar de raíces simples

3. Batido verde curativo
Una discusión sobre alimentos curativos para un estilo de vida paleo no estaría completa sin una receta de batido verde, ¿verdad? Este batido es una excelente manera de obtener sus nutrientes y energizar su cuerpo si se siente con ganas de beberlo. En lugar del kéfir, puedes usar yogur de coco.

4. Sopa cremosa de zanahoria y cúrcuma con coco
Independientemente del tipo, la sopa suele ser un buen alimento curativo para los días de enfermedad. Este está lleno de ingredientes curativos y nutritivos como la cúrcuma, las zanahorias, el vinagre de sidra de manzana, el curry, el ajo y el jengibre. Y debido a que es tan cremoso y suave, se siente muy bien en el dolor de garganta.

5. Caldo de hueso curativo con limón y jengibre
El caldo de huesos no tiene que ser solo romero y tomillo; esta increíble versión para los días de enfermedad sabe muy bien y está llena de nutrientes. ¡Puede hacerlo con anticipación y congelarlo para que esté listo cuando lo necesite! El secreto es limón rico en vitamina C y jengibre curativo. Reemplaza el aceite vegetal con oliva o coco.

6. Cacao caliente que estimula el sistema inmunológico
Estar enfermo puede hacernos sentir bastante agotados incluso después de que haya pasado lo peor, pero hay cosas que podemos hacer para estimular nuestro sistema inmunológico y hacer que las cosas vuelvan a funcionar sin problemas. Me encanta esta receta cremosa con leches de coco y almendras, jarabe de arce, cacao en polvo crudo, colágeno, aceite o mantequilla de coco, canela y maca en polvo.

7. Sopa de pavo y verduras
¿Por qué debería llamar la atención la sopa de pollo? ¡La sopa de pavo es igual de buena para ti! Este está hecho con sobras de pavo, cebolla, zanahorias, chirivías, apio, coliflor con arroz y condimentos como ajo y salvia. Seguro que te ayudará a recuperarte con toda esa bondad saludable.

8. Bueno para tu barriga Gomitas de mango
Si ha sido paleo durante más de unos minutos, probablemente haya escuchado al menos un poco sobre lo buena que es la gelatina alimentada con pasto para curar su tracto digestivo. Estas gomitas son una excelente manera de obtener gelatina en su cuerpo o en el cuerpo de sus hijos porque saben muy bien.

9. Batido de pomelo rosado y jengibre
Con pomelo, plátano, leche no láctea, zanahorias y jengibre fresco, sabes que este batido está lleno de ingredientes nutritivos para que tu sistema inmunológico esté en plena forma. El polvo de maca es opcional, pero fomenta la vitalidad general al tiempo que agrega un sabor a caramelo a su batido.


Foto: Alimento lleno de alegría

10. Gomitas de gelatina de arándano y naranja
Aquí hay otra receta de gomitas, esta con jugo de arándano, que promueve un tracto urinario saludable y puede aliviar las infecciones urinarias (por supuesto, ¡siempre consulte a un médico si cree que puede tener una!). Las propiedades curativas de estos ingredientes son fabulosas.

11. AIP & # 8220Chocolate & # 8221 y Gomitas de menta
Hechas con polvo de algarroba para un sabor a menta chocolatada sin chocolate real, estas gomitas son buenas para el intestino (al igual que las de mango) pero tienen un sabor diferente. Recomiendo el extracto de menta sobre el aceite esencial, ya que los aceites esenciales no son para uso interno.

12. Té de miel, limón y jengibre
Este es un gran té para los dolores de garganta, y es súper simple. Todo lo que necesita es limón, jengibre recién rallado, miel cruda y pimienta de cayena opcional. La pimienta de cayena es un ingrediente clave aquí, pero es bastante intenso, así que considérelo opcional si no puede soportar el calor o si es para un niño.

13. Gelatina probiótica de frambuesa
Hecha de kombucha elaborada, esta gelatina es ideal para todo, desde dolores de garganta (muy calmantes) hasta insectos estomacales (suaves para el estómago y llenos de probióticos). Con stevia de limón y vitamina C adicional, sabes que también sabe muy bien, lo cual puede ser importante si estás alimentando a niños enfermos.


13 recetas de alimentos curativos para estimular su sistema inmunológico

Cuando estás enfermo, la nutrición es muy importante. Cuando su apetito se está agotando, no puede retener mucho o saborear bien, y puede ser difícil comer lo suficiente como para alimentar su cuerpo y comenzar a estar más saludable. Estas recetas paleo están repletas de alimentos curativos como la cúrcuma, el limón y el ajo, y ayudarán a estimular su sistema inmunológico para que pueda recuperarse más rápido y recuperar el apetito.

1. Latte de cúrcuma mejorado
La cúrcuma ha sido considerada durante mucho tiempo como una raíz curativa para su cuerpo con sus propiedades antiinflamatorias. Si te sientes mal, ¡una bebida caliente a menudo también se siente bien al bajar! Prueba este café con leche de cúrcuma con péptidos de colágeno, jengibre, canela, aceite de coco y más.

2. Sopa de pollo paleo curativa
Por supuesto, la sopa de pollo es un buen alimento para un cuerpo enfermo. En esta receta, el caldo se cura en el intestino (incluso mejor si usa caldo de huesos casero) mientras que la cúrcuma y el ajo actúan sobre la inflamación y las bacterias que podrían evitar que se sienta lo mejor posible.


Foto: Bienestar de raíces simples

3. Batido verde curativo
Una discusión sobre alimentos curativos para un estilo de vida paleo no estaría completa sin una receta de batido verde, ¿verdad? Este batido es una excelente manera de obtener nutrientes y energizar tu cuerpo si te apetece beberlo. En lugar del kéfir, puedes usar yogur de coco.

4. Sopa cremosa de zanahoria y cúrcuma con coco
Independientemente del tipo, la sopa suele ser un buen alimento curativo para los días de enfermedad. Este está lleno de ingredientes curativos y nutritivos como la cúrcuma, las zanahorias, el vinagre de sidra de manzana, el curry, el ajo y el jengibre. Y debido a que es tan cremoso y suave, se siente muy bien en el dolor de garganta.

5. Caldo de hueso curativo con limón y jengibre
El caldo de huesos no tiene que ser todo romero y tomillo; esta increíble versión para los días de enfermedad sabe muy bien y está llena de nutrientes. ¡Puede hacerlo con anticipación y congelarlo para que esté listo cuando lo necesite! El secreto es limón rico en vitamina C y jengibre curativo. Reemplaza el aceite vegetal con oliva o coco.

6. Cacao caliente que estimula el sistema inmunológico
Estar enfermo puede hacernos sentir bastante agotados incluso después de que haya pasado lo peor, pero hay cosas que podemos hacer para estimular nuestro sistema inmunológico y hacer que las cosas vuelvan a funcionar sin problemas. Me encanta esta receta cremosa con leches de coco y almendras, jarabe de arce, cacao en polvo crudo, colágeno, aceite o mantequilla de coco, canela y maca en polvo.

7. Sopa de pavo y verduras
¿Por qué debería llamar la atención la sopa de pollo? ¡La sopa de pavo es igual de buena para ti! Este está hecho con sobras de pavo, cebolla, zanahorias, chirivías, apio, coliflor con arroz y condimentos como ajo y salvia. Seguro que te ayudará a recuperarte con toda esa bondad saludable.

8. Bueno para tu barriga Gomitas de mango
Si ha sido paleo durante más de unos minutos, probablemente haya escuchado al menos un poco sobre lo buena que es la gelatina alimentada con pasto para curar su tracto digestivo. Estas gomitas son una excelente manera de hacer que la gelatina entre en su cuerpo o en el cuerpo de sus hijos porque saben muy bien.

9. Batido de pomelo rosado y jengibre
Con pomelo, plátano, leche no láctea, zanahorias y jengibre fresco, sabes que este batido está lleno de ingredientes nutritivos para que tu sistema inmunológico esté en plena forma. El polvo de maca es opcional, pero fomenta la vitalidad general al tiempo que agrega un sabor a caramelo a su batido.


Foto: Alimento lleno de alegría

10. Gomitas de gelatina de arándano y naranja
Aquí hay otra receta de gomitas, esta con jugo de arándano, que promueve un tracto urinario saludable y puede aliviar las infecciones urinarias (por supuesto, ¡siempre consulte a un médico si cree que puede tener una!). Las propiedades curativas de estos ingredientes son fabulosas.

11. AIP & # 8220Chocolate & # 8221 y Gomitas de menta
Hechas con polvo de algarroba para un sabor a menta chocolatada sin chocolate real, estas gomitas son buenas para el intestino (al igual que las de mango) pero tienen un sabor diferente. Recomiendo el extracto de menta sobre el aceite esencial, ya que los aceites esenciales no son para uso interno.

12. Té de miel, limón y jengibre
Este es un gran té para los dolores de garganta, y es súper simple. Todo lo que necesita es limón, jengibre recién rallado, miel cruda y pimienta de cayena opcional. La pimienta de cayena es un ingrediente clave aquí, pero es bastante intenso, así que considérelo opcional si no puede soportar el calor o si es para un niño.

13. Gelatina probiótica de frambuesa
Hecha de kombucha elaborada, esta gelatina es ideal para todo, desde dolores de garganta (muy calmantes) hasta insectos estomacales (suaves para el estómago y llenos de probióticos). Con stevia de limón y vitamina C adicional, sabe que también sabe muy bien, lo que puede ser importante si está alimentando a niños enfermos.


13 recetas de alimentos curativos para estimular su sistema inmunológico

Cuando estás enfermo, la nutrición es muy importante. Cuando su apetito se está agotando, no puede retener mucho o saborear bien, y puede ser difícil comer lo suficiente como para alimentar su cuerpo y comenzar a estar más saludable. Estas recetas paleo están repletas de alimentos curativos como la cúrcuma, el limón y el ajo, y ayudarán a estimular su sistema inmunológico para que pueda recuperarse más rápido y recuperar el apetito.

1. Latte de cúrcuma mejorado
La cúrcuma ha sido considerada durante mucho tiempo como una raíz curativa para su cuerpo con sus propiedades antiinflamatorias. Si te sientes mal, ¡una bebida caliente a menudo también se siente bien al bajar! Prueba este café con leche de cúrcuma con péptidos de colágeno, jengibre, canela, aceite de coco y más.

2. Sopa de pollo paleo curativa
Por supuesto, la sopa de pollo es un buen alimento para un cuerpo enfermo. En esta receta, el caldo se cura en el intestino (incluso mejor si usa caldo de huesos casero) mientras que la cúrcuma y el ajo actúan sobre la inflamación y las bacterias que podrían evitar que se sienta lo mejor posible.


Foto: Bienestar de raíces simples

3. Batido verde curativo
Una discusión sobre alimentos curativos para un estilo de vida paleo no estaría completa sin una receta de batido verde, ¿verdad? Este batido es una excelente manera de obtener sus nutrientes y energizar su cuerpo si se siente con ganas de beberlo. En lugar del kéfir, puedes usar yogur de coco.

4. Sopa cremosa de zanahoria y cúrcuma con coco
Independientemente del tipo, la sopa suele ser un buen alimento curativo para los días de enfermedad. Este está lleno de ingredientes curativos y nutritivos como la cúrcuma, las zanahorias, el vinagre de sidra de manzana, el curry, el ajo y el jengibre. Y debido a que es tan cremoso y suave, se siente muy bien en el dolor de garganta.

5. Caldo de hueso curativo con limón y jengibre
El caldo de huesos no tiene que ser solo romero y tomillo; esta increíble versión para los días de enfermedad sabe muy bien y está llena de nutrientes. ¡Puede hacerlo con anticipación y congelarlo para que esté listo cuando lo necesite! El secreto es limón rico en vitamina C y jengibre curativo. Reemplaza el aceite vegetal con oliva o coco.

6. Cacao caliente que estimula el sistema inmunológico
Estar enfermo puede hacernos sentir bastante agotados incluso después de que haya pasado lo peor, pero hay cosas que podemos hacer para estimular nuestro sistema inmunológico y hacer que las cosas vuelvan a funcionar sin problemas. Me encanta esta receta cremosa con leches de coco y almendras, jarabe de arce, cacao en polvo crudo, colágeno, aceite o mantequilla de coco, canela y maca en polvo.

7. Sopa de pavo y verduras
¿Por qué debería llamar la atención la sopa de pollo? ¡La sopa de pavo es igual de buena para ti! Este está hecho con sobras de pavo, cebolla, zanahorias, chirivías, apio, coliflor con arroz y condimentos como ajo y salvia. Seguro que te ayudará a recuperarte con toda esa bondad saludable.

8. Bueno para tu barriga Gomitas de mango
Si ha sido paleo durante más de unos minutos, probablemente haya escuchado al menos un poco sobre lo buena que es la gelatina alimentada con pasto para curar su tracto digestivo. Estas gomitas son una excelente manera de obtener gelatina en su cuerpo o en el cuerpo de sus hijos porque saben muy bien.

9. Batido de pomelo rosado y jengibre
Con pomelo, plátano, leche no láctea, zanahorias y jengibre fresco, sabes que este batido está lleno de ingredientes nutritivos para que tu sistema inmunológico esté en plena forma. El polvo de maca es opcional, pero fomenta la vitalidad general al tiempo que agrega un sabor a caramelo a su batido.


Foto: Alimento lleno de alegría

10. Gomitas de gelatina de arándano y naranja
Aquí hay otra receta gomosa, esta con jugo de arándano, que promueve un tracto urinario saludable y puede aliviar las infecciones urinarias (por supuesto, ¡siempre consulte a un médico si cree que puede tener una!). Las propiedades curativas de estos ingredientes son fabulosas.

11. AIP & # 8220Chocolate & # 8221 y Gomitas de menta
Hechas con polvo de algarroba para un sabor a menta chocolatada sin chocolate real, estas gomitas son buenas para el intestino (al igual que las de mango) pero tienen un sabor diferente. Recomiendo el extracto de menta sobre el aceite esencial, ya que los aceites esenciales no son para uso interno.

12. Té de miel, limón y jengibre
Este es un gran té para los dolores de garganta, y es súper simple. Todo lo que necesita es limón, jengibre recién rallado, miel cruda y pimienta de cayena opcional. La pimienta de cayena es un ingrediente clave aquí, pero es bastante intenso, así que considérelo opcional si no puede soportar el calor o si es para un niño.

13. Gelatina probiótica de frambuesa
Hecha de kombucha elaborada, esta gelatina es ideal para todo, desde dolores de garganta (muy calmantes) hasta insectos estomacales (suaves para el estómago y llenos de probióticos). Con stevia de limón y vitamina C adicional, sabes que también sabe muy bien, lo que puede ser importante si estás alimentando a niños enfermos.


13 recetas de alimentos curativos para estimular su sistema inmunológico

Cuando estás enfermo, la nutrición es muy importante. Cuando su apetito se está agotando, no puede retener mucho o saborear bien, y puede ser difícil comer lo suficiente como para alimentar su cuerpo y comenzar a estar más saludable. Estas recetas paleo están repletas de alimentos curativos como la cúrcuma, el limón y el ajo, y ayudarán a estimular su sistema inmunológico para que pueda recuperarse más rápido y recuperar el apetito.

1. Latte de cúrcuma mejorado
La cúrcuma ha sido considerada durante mucho tiempo como una raíz curativa para su cuerpo con sus propiedades antiinflamatorias. Si te sientes mal, ¡una bebida caliente a menudo también se siente bien al bajar! Prueba este café con leche de cúrcuma con péptidos de colágeno, jengibre, canela, aceite de coco y más.

2. Sopa de pollo paleo curativa
Por supuesto, la sopa de pollo es un buen alimento para un cuerpo enfermo. En esta receta, el caldo se cura en el intestino (incluso mejor si usa caldo de huesos casero) mientras que la cúrcuma y el ajo actúan sobre la inflamación y las bacterias que podrían evitar que se sienta lo mejor posible.


Foto: Bienestar de raíces simples

3. Batido verde curativo
Una discusión sobre alimentos curativos para un estilo de vida paleo no estaría completa sin una receta de batido verde, ¿verdad? Este batido es una excelente manera de obtener sus nutrientes y energizar su cuerpo si se siente con ganas de beberlo. En lugar del kéfir, puedes usar yogur de coco.

4. Sopa cremosa de zanahoria y cúrcuma con coco
Independientemente del tipo, la sopa suele ser un buen alimento curativo para los días de enfermedad. Este está lleno de ingredientes curativos y nutritivos como la cúrcuma, las zanahorias, el vinagre de sidra de manzana, el curry, el ajo y el jengibre. Y debido a que es tan cremoso y suave, se siente muy bien en el dolor de garganta.

5. Caldo de hueso curativo con limón y jengibre
El caldo de huesos no tiene que ser solo romero y tomillo; esta increíble versión para los días de enfermedad sabe muy bien y está llena de nutrientes. ¡Puede hacerlo con anticipación y congelarlo para que esté listo cuando lo necesite! El secreto es limón rico en vitamina C y jengibre curativo. Reemplaza el aceite vegetal con oliva o coco.

6. Cacao caliente que estimula el sistema inmunológico
Estar enfermo puede hacernos sentir bastante agotados incluso después de que haya pasado lo peor, pero hay cosas que podemos hacer para estimular nuestro sistema inmunológico y hacer que las cosas vuelvan a funcionar sin problemas. Me encanta esta receta cremosa con leches de coco y almendras, jarabe de arce, cacao en polvo crudo, colágeno, aceite o mantequilla de coco, canela y maca en polvo.

7. Sopa de pavo y verduras
¿Por qué debería llamar la atención la sopa de pollo? ¡La sopa de pavo es igual de buena para ti! Este está hecho con sobras de pavo, cebolla, zanahorias, chirivías, apio, coliflor con arroz y condimentos como ajo y salvia. Seguro que te ayudará a recuperarte con toda esa bondad saludable.

8. Bueno para tu barriga Gomitas de mango
Si ha sido paleo durante más de unos minutos, probablemente haya escuchado al menos un poco sobre lo buena que es la gelatina alimentada con pasto para curar su tracto digestivo. Estas gomitas son una excelente manera de obtener gelatina en su cuerpo o en el cuerpo de sus hijos porque saben muy bien.

9. Batido de pomelo rosado y jengibre
Con toronja, plátano, leche no láctea, zanahorias y jengibre fresco, sabes que este batido está lleno de ingredientes nutritivos para que tu sistema inmunológico esté en plena forma. El polvo de maca es opcional, pero fomenta la vitalidad general al tiempo que agrega un sabor a caramelo a su batido.


Foto: Alimento lleno de alegría

10. Gomitas de gelatina de arándano y naranja
Aquí hay otra receta de gomitas, esta con jugo de arándano, que promueve un tracto urinario saludable y puede aliviar las infecciones urinarias (por supuesto, ¡siempre consulte a un médico si cree que puede tener una!). Las propiedades curativas de estos ingredientes son fabulosas.

11. AIP & # 8220Chocolate & # 8221 y Gomitas de menta
Hechas con polvo de algarroba para un sabor a menta chocolatada sin chocolate real, estas gomitas son buenas para el intestino (al igual que las de mango) pero tienen un sabor diferente. Recomiendo el extracto de menta sobre el aceite esencial, ya que los aceites esenciales no son para uso interno.

12. Té de miel, limón y jengibre
Este es un gran té para los dolores de garganta, y es súper simple. Todo lo que necesita es limón, jengibre recién rallado, miel cruda y pimienta de cayena opcional. La pimienta de cayena es un ingrediente clave aquí, pero es bastante intenso, así que considérelo opcional si no puede soportar el calor o si es para un niño.

13. Gelatina probiótica de frambuesa
Hecha de kombucha elaborada, esta gelatina es ideal para todo, desde dolores de garganta (muy calmantes) hasta insectos estomacales (suaves para el estómago y llenos de probióticos). Con stevia de limón y vitamina C adicional, sabes que también sabe muy bien, lo que puede ser importante si estás alimentando a niños enfermos.


13 recetas de alimentos curativos para estimular su sistema inmunológico

Cuando estás enfermo, la nutrición es muy importante. Cuando su apetito se está agotando, no puede retener mucho o saborear bien, y puede ser difícil comer lo suficiente como para alimentar su cuerpo y comenzar a estar más saludable. Estas recetas paleo están repletas de alimentos curativos como la cúrcuma, el limón y el ajo, y ayudarán a estimular su sistema inmunológico para que pueda recuperarse más rápido y recuperar el apetito.

1. Latte de cúrcuma mejorado
La cúrcuma ha sido considerada durante mucho tiempo como una raíz curativa para su cuerpo con sus propiedades antiinflamatorias. Si te sientes mal, ¡una bebida caliente a menudo también se siente bien al bajar! Prueba este café con leche de cúrcuma con péptidos de colágeno, jengibre, canela, aceite de coco y más.

2. Sopa de pollo paleo curativa
Por supuesto, la sopa de pollo es un buen alimento para un cuerpo enfermo. En esta receta, el caldo se cura en el intestino (incluso mejor si usa caldo de huesos casero) mientras que la cúrcuma y el ajo actúan sobre la inflamación y las bacterias que podrían evitar que se sienta lo mejor posible.


Foto: Bienestar de raíces simples

3. Batido verde curativo
Una discusión sobre alimentos curativos para un estilo de vida paleo no estaría completa sin una receta de batido verde, ¿verdad? Este batido es una excelente manera de obtener sus nutrientes y energizar su cuerpo si se siente con ganas de beberlo. En lugar del kéfir, puedes usar yogur de coco.

4. Sopa cremosa de zanahoria y cúrcuma con coco
Independientemente del tipo, la sopa suele ser un buen alimento curativo para los días de enfermedad. Este está lleno de ingredientes curativos y nutritivos como la cúrcuma, las zanahorias, el vinagre de sidra de manzana, el curry, el ajo y el jengibre. Y debido a que es tan cremoso y suave, se siente muy bien en el dolor de garganta.

5. Caldo de hueso curativo con limón y jengibre
El caldo de huesos no tiene que ser solo romero y tomillo; esta increíble versión para los días de enfermedad sabe muy bien y está llena de nutrientes. ¡Puede hacerlo con anticipación y congelarlo para que esté listo cuando lo necesite! El secreto es limón rico en vitamina C y jengibre curativo. Reemplaza el aceite vegetal con oliva o coco.

6. Cacao caliente que estimula el sistema inmunológico
Estar enfermo puede hacernos sentir bastante agotados incluso después de que haya pasado lo peor, pero hay cosas que podemos hacer para estimular nuestro sistema inmunológico y hacer que las cosas vuelvan a funcionar sin problemas. Me encanta esta receta cremosa con leches de coco y almendras, jarabe de arce, cacao en polvo crudo, colágeno, aceite o mantequilla de coco, canela y maca en polvo.

7. Sopa de pavo y verduras
¿Por qué debería llamar la atención la sopa de pollo? ¡La sopa de pavo es igual de buena para ti! Este está hecho con sobras de pavo, cebolla, zanahorias, chirivías, apio, coliflor con arroz y condimentos como ajo y salvia. Seguro que te ayudará a recuperarte con toda esa bondad saludable.

8. Bueno para tu barriga Gomitas de mango
Si ha sido paleo durante más de unos minutos, probablemente haya escuchado al menos un poco sobre lo buena que es la gelatina alimentada con pasto para curar su tracto digestivo. Estas gomitas son una excelente manera de obtener gelatina en su cuerpo o en el cuerpo de sus hijos porque saben muy bien.

9. Batido de pomelo rosado y jengibre
Con pomelo, plátano, leche no láctea, zanahorias y jengibre fresco, sabes que este batido está lleno de ingredientes nutritivos para que tu sistema inmunológico esté en plena forma. El polvo de maca es opcional, pero fomenta la vitalidad general al tiempo que agrega un sabor a caramelo a su batido.


Foto: Alimento lleno de alegría

10. Gomitas de gelatina de arándano y naranja
Aquí hay otra receta de gomitas, esta con jugo de arándano, que promueve un tracto urinario saludable y puede aliviar las infecciones urinarias (por supuesto, ¡siempre consulte a un médico si cree que puede tener una!). Las propiedades curativas de estos ingredientes son fabulosas.

11. AIP & # 8220Chocolate & # 8221 y Gomitas de menta
Hechas con polvo de algarroba para un sabor a menta chocolatada sin chocolate real, estas gomitas son buenas para el intestino (al igual que las de mango) pero tienen un sabor diferente. Recomiendo el extracto de menta sobre el aceite esencial, ya que los aceites esenciales no son para uso interno.

12. Té de miel, limón y jengibre
Este es un gran té para los dolores de garganta, y es súper simple. Todo lo que necesita es limón, jengibre recién rallado, miel cruda y pimienta de cayena opcional. La pimienta de cayena es un ingrediente clave aquí, pero es bastante intenso, así que considérelo opcional si no puede soportar el calor o si es para un niño.

13. Gelatina probiótica de frambuesa
Hecha de kombucha elaborada, esta gelatina es ideal para todo, desde dolores de garganta (muy calmantes) hasta insectos estomacales (suaves para el estómago y llenos de probióticos). Con stevia de limón y vitamina C adicional, sabes que también sabe muy bien, lo cual puede ser importante si estás alimentando a niños enfermos.


13 recetas de alimentos curativos para estimular su sistema inmunológico

Cuando estás enfermo, la nutrición es muy importante. Cuando su apetito se está agotando, no puede retener mucho o saborear bien, y puede ser difícil comer lo suficiente como para alimentar su cuerpo y comenzar a estar más saludable. Estas recetas paleo están repletas de alimentos curativos como la cúrcuma, el limón y el ajo, y ayudarán a estimular su sistema inmunológico para que pueda recuperarse más rápido y recuperar el apetito.

1. Latte de cúrcuma mejorado
La cúrcuma ha sido considerada durante mucho tiempo como una raíz curativa para su cuerpo con sus propiedades antiinflamatorias. Si te sientes mal, ¡una bebida caliente a menudo también se siente bien al bajar! Prueba este café con leche de cúrcuma con péptidos de colágeno, jengibre, canela, aceite de coco y más.

2. Sopa de pollo paleo curativa
Por supuesto, la sopa de pollo es un buen alimento para un cuerpo enfermo. En esta receta, el caldo se cura en el intestino (incluso mejor si usa caldo de huesos casero) mientras que la cúrcuma y el ajo actúan sobre la inflamación y las bacterias que podrían evitar que se sienta lo mejor posible.


Foto: Bienestar de raíces simples

3. Batido verde curativo
Una discusión sobre alimentos curativos para un estilo de vida paleo no estaría completa sin una receta de batido verde, ¿verdad? Este batido es una excelente manera de obtener sus nutrientes y energizar su cuerpo si se siente con ganas de beberlo. En lugar del kéfir, puedes usar yogur de coco.

4. Sopa cremosa de zanahoria y cúrcuma con coco
Independientemente del tipo, la sopa suele ser un buen alimento curativo para los días de enfermedad. Este está lleno de ingredientes curativos y nutritivos como la cúrcuma, las zanahorias, el vinagre de sidra de manzana, el curry, el ajo y el jengibre. Y debido a que es tan cremoso y suave, se siente muy bien en el dolor de garganta.

5. Caldo de hueso curativo con limón y jengibre
El caldo de huesos no tiene que ser solo romero y tomillo; esta increíble versión para los días de enfermedad sabe muy bien y está llena de nutrientes. ¡Puede hacerlo con anticipación y congelarlo para que esté listo cuando lo necesite! El secreto es limón rico en vitamina C y jengibre curativo. Reemplaza el aceite vegetal con oliva o coco.

6. Cacao caliente que estimula el sistema inmunológico
Estar enfermo puede hacernos sentir bastante agotados incluso después de que haya pasado lo peor, pero hay cosas que podemos hacer para estimular nuestro sistema inmunológico y hacer que las cosas vuelvan a funcionar sin problemas. Me encanta esta receta cremosa con leches de coco y almendras, jarabe de arce, cacao en polvo crudo, colágeno, aceite o mantequilla de coco, canela y maca en polvo.

7. Sopa de pavo y verduras
¿Por qué debería llamar la atención la sopa de pollo? ¡La sopa de pavo es igual de buena para ti! Este está hecho con sobras de pavo, cebolla, zanahorias, chirivías, apio, coliflor con arroz y condimentos como ajo y salvia. Seguro que te ayudará a recuperarte con toda esa bondad saludable.

8. Bueno para tu barriga Gomitas de mango
Si ha sido paleo durante más de unos minutos, probablemente haya escuchado al menos un poco sobre lo buena que es la gelatina alimentada con pasto para curar su tracto digestivo. Estas gomitas son una excelente manera de hacer que la gelatina entre en su cuerpo o en el cuerpo de sus hijos porque saben muy bien.

9. Batido de pomelo rosado y jengibre
Con pomelo, plátano, leche no láctea, zanahorias y jengibre fresco, sabes que este batido está lleno de ingredientes nutritivos para que tu sistema inmunológico esté en plena forma. El polvo de maca es opcional, pero fomenta la vitalidad general al tiempo que agrega un sabor a caramelo a su batido.


Foto: Alimento lleno de alegría

10. Gomitas de gelatina de arándano y naranja
Aquí hay otra receta de gomitas, esta con jugo de arándano, que promueve un tracto urinario saludable y puede aliviar las infecciones urinarias (por supuesto, ¡siempre consulte a un médico si cree que puede tener una!). Las propiedades curativas de estos ingredientes son fabulosas.

11. AIP & # 8220Chocolate & # 8221 y Gomitas de menta
Hechas con polvo de algarroba para un sabor a menta chocolatada sin chocolate real, estas gomitas son buenas para el intestino (al igual que las de mango) pero tienen un sabor diferente. Recomiendo el extracto de menta sobre el aceite esencial, ya que los aceites esenciales no son para uso interno.

12. Té de miel, limón y jengibre
Este es un gran té para los dolores de garganta, y es súper simple. Todo lo que necesita es limón, jengibre recién rallado, miel cruda y pimienta de cayena opcional. La pimienta de cayena es un ingrediente clave aquí, pero es bastante intenso, así que considérelo opcional si no puede soportar el calor o si es para un niño.

13. Gelatina probiótica de frambuesa
Hecha de kombucha elaborada, esta gelatina es ideal para todo, desde dolores de garganta (muy calmantes) hasta insectos estomacales (suaves para el estómago y llenos de probióticos). With lemon stevia and extra Vitamin C, you know it tasted great too, which can be important if you’re feeding sick kids.


13 Healing Food Recipes to Boost Your Immune System

When you’re sick, nutrition is super important. When your appetite is running low, you can’t keep much down or taste well, and it can be hard to eat enough to fuel your body and start getting healthier. These paleo recipes are packed with healing foods like turmeric, lemon and garlic, and will help boost your immune system so you can recover quicker and regain your appetite.

1. Upgraded Turmeric Latte
Turmeric has long been regarded as a healing root for your body with its anti-inflammatory properties. If you’re feeling under the weather, a hot drink often feels great going down, too! Try this sooth turmeric latte with collagen peptides, ginger, cinnamon, coconut oil, and more.

2. Healing Paleo Chicken Soup
Of course, chicken soup is good food for a sick body. In this recipe, the broth is healing to the gut (even better if you use homemade bone broth) while the turmeric and garlic get to work on inflammation and bacteria that could be keeping you from feeling your best.


Photo: Simple Roots Wellness

3. Healing Green Smoothie
A discussion of healing foods for a paleo lifestyle wouldn’t be complete without a green smoothie recipe, would it? This smoothie is a great way to get your nutrients in and energize your body if you feel up to drinking it. In place of the kefir, you can use coconut yogurt.

4. Creamy Carrot Turmeric Soup With Coconut
Regardless of the type, soup is usually good healing food for a sick day. This one is full of healing and nourishing ingredients like turmeric, carrots, apple cider vinegar, curry, garlic, and ginger. And because it’s so creamy and smooth, it feels really good on a sore throat.

5. Healing Lemon Ginger Bone Broth
Bone broth doesn’t have to be all rosemary and thyme—this amazing version for sick days tastes so good and is full of nutrients. You can make it ahead and freeze it so it’s ready when you need it! The secret is Vitamin C-rich lemon and healing ginger. Replace the vegetable oil with olive or coconut.

6. Immune Boosting Hot Cocoa
Being sick can leave us feeling pretty run down even after the worst of it is over, but there are things we can do to boost our immune system and get things running smoothly again. I love this creamy recipe with coconut and almond milks, maple syrup, raw cacao powder, collagen, coconut oil or butter, cinnamon, and maca powder.

7. Turkey Vegetable Soup
Why should chicken soup get all the attention? Turkey soup is just as good for you! This one is made with leftover turkey, onion, carrots, parsnips, celery, riced cauliflower, and seasonings like garlic and sage. It’s sure to help you get back on your feet with all that healthy goodness.

8. Good For Your Tummy Mango Gummies
If you’ve been paleo for more than a few minutes, you probably have heard at least a little about how good grass-fed gelatin is for healing your digestive tract. These gummies are a great way to get than gelatin into your body or into your kids’ bodies because they taste so darn good.

9. Pink Grapefruit Ginger Smoothie
With grapefruit, banana, non dairy milk, carrots, and fresh ginger, you know this smoothie is filled with nourishing ingredients to get your immune system in tip-top shape. The maca powder is optional but encourages general vitality while adding a caramel-like flavor to your smoothie.


Photo: Joy filled Nourishment

10. Cranberry Orange Gelatin Gummies
Here’s another gummy recipe, this one with cranberry juice, which promotes a healthy urinary tract and can provide relief from UTIs (of course, always see a doctor if you think you may have one!). The healing properties of these ingredients are fabulous.

11. AIP “Chocolate” and Peppermint Gummies
Made with carob powder for a chocolaty peppermint flavor without any actual chocolate, these gummies are good for your gut (just like the mango ones) but have a different flavor. I’d recommend the peppermint extract over essential oil, as essential oils aren’t for internal use.

12. Honey, Lemon, and Ginger Tea
This is a great tea for sore throats, and it’s super simple. All you need is lemon, freshly grated ginger, raw honey, and optional cayenne pepper. The cayenne pepper is a key ingredient here, but it’s pretty intense, so consider it optional if you can’t handle the heat or if this is for a child.

13. Raspberry Probiotic Gelatin
Made from brewed kombucha, this gelatin is great for everything from sore throats (so soothing) to stomach bugs (easy on the belly and full of probiotics). With lemon stevia and extra Vitamin C, you know it tasted great too, which can be important if you’re feeding sick kids.


13 Healing Food Recipes to Boost Your Immune System

When you’re sick, nutrition is super important. When your appetite is running low, you can’t keep much down or taste well, and it can be hard to eat enough to fuel your body and start getting healthier. These paleo recipes are packed with healing foods like turmeric, lemon and garlic, and will help boost your immune system so you can recover quicker and regain your appetite.

1. Upgraded Turmeric Latte
Turmeric has long been regarded as a healing root for your body with its anti-inflammatory properties. If you’re feeling under the weather, a hot drink often feels great going down, too! Try this sooth turmeric latte with collagen peptides, ginger, cinnamon, coconut oil, and more.

2. Healing Paleo Chicken Soup
Of course, chicken soup is good food for a sick body. In this recipe, the broth is healing to the gut (even better if you use homemade bone broth) while the turmeric and garlic get to work on inflammation and bacteria that could be keeping you from feeling your best.


Photo: Simple Roots Wellness

3. Healing Green Smoothie
A discussion of healing foods for a paleo lifestyle wouldn’t be complete without a green smoothie recipe, would it? This smoothie is a great way to get your nutrients in and energize your body if you feel up to drinking it. In place of the kefir, you can use coconut yogurt.

4. Creamy Carrot Turmeric Soup With Coconut
Regardless of the type, soup is usually good healing food for a sick day. This one is full of healing and nourishing ingredients like turmeric, carrots, apple cider vinegar, curry, garlic, and ginger. And because it’s so creamy and smooth, it feels really good on a sore throat.

5. Healing Lemon Ginger Bone Broth
Bone broth doesn’t have to be all rosemary and thyme—this amazing version for sick days tastes so good and is full of nutrients. You can make it ahead and freeze it so it’s ready when you need it! The secret is Vitamin C-rich lemon and healing ginger. Replace the vegetable oil with olive or coconut.

6. Immune Boosting Hot Cocoa
Being sick can leave us feeling pretty run down even after the worst of it is over, but there are things we can do to boost our immune system and get things running smoothly again. I love this creamy recipe with coconut and almond milks, maple syrup, raw cacao powder, collagen, coconut oil or butter, cinnamon, and maca powder.

7. Turkey Vegetable Soup
Why should chicken soup get all the attention? Turkey soup is just as good for you! This one is made with leftover turkey, onion, carrots, parsnips, celery, riced cauliflower, and seasonings like garlic and sage. It’s sure to help you get back on your feet with all that healthy goodness.

8. Good For Your Tummy Mango Gummies
If you’ve been paleo for more than a few minutes, you probably have heard at least a little about how good grass-fed gelatin is for healing your digestive tract. These gummies are a great way to get than gelatin into your body or into your kids’ bodies because they taste so darn good.

9. Pink Grapefruit Ginger Smoothie
With grapefruit, banana, non dairy milk, carrots, and fresh ginger, you know this smoothie is filled with nourishing ingredients to get your immune system in tip-top shape. The maca powder is optional but encourages general vitality while adding a caramel-like flavor to your smoothie.


Photo: Joy filled Nourishment

10. Cranberry Orange Gelatin Gummies
Here’s another gummy recipe, this one with cranberry juice, which promotes a healthy urinary tract and can provide relief from UTIs (of course, always see a doctor if you think you may have one!). The healing properties of these ingredients are fabulous.

11. AIP “Chocolate” and Peppermint Gummies
Made with carob powder for a chocolaty peppermint flavor without any actual chocolate, these gummies are good for your gut (just like the mango ones) but have a different flavor. I’d recommend the peppermint extract over essential oil, as essential oils aren’t for internal use.

12. Honey, Lemon, and Ginger Tea
This is a great tea for sore throats, and it’s super simple. All you need is lemon, freshly grated ginger, raw honey, and optional cayenne pepper. The cayenne pepper is a key ingredient here, but it’s pretty intense, so consider it optional if you can’t handle the heat or if this is for a child.

13. Raspberry Probiotic Gelatin
Made from brewed kombucha, this gelatin is great for everything from sore throats (so soothing) to stomach bugs (easy on the belly and full of probiotics). With lemon stevia and extra Vitamin C, you know it tasted great too, which can be important if you’re feeding sick kids.


13 Healing Food Recipes to Boost Your Immune System

When you’re sick, nutrition is super important. When your appetite is running low, you can’t keep much down or taste well, and it can be hard to eat enough to fuel your body and start getting healthier. These paleo recipes are packed with healing foods like turmeric, lemon and garlic, and will help boost your immune system so you can recover quicker and regain your appetite.

1. Upgraded Turmeric Latte
Turmeric has long been regarded as a healing root for your body with its anti-inflammatory properties. If you’re feeling under the weather, a hot drink often feels great going down, too! Try this sooth turmeric latte with collagen peptides, ginger, cinnamon, coconut oil, and more.

2. Healing Paleo Chicken Soup
Of course, chicken soup is good food for a sick body. In this recipe, the broth is healing to the gut (even better if you use homemade bone broth) while the turmeric and garlic get to work on inflammation and bacteria that could be keeping you from feeling your best.


Photo: Simple Roots Wellness

3. Healing Green Smoothie
A discussion of healing foods for a paleo lifestyle wouldn’t be complete without a green smoothie recipe, would it? This smoothie is a great way to get your nutrients in and energize your body if you feel up to drinking it. In place of the kefir, you can use coconut yogurt.

4. Creamy Carrot Turmeric Soup With Coconut
Regardless of the type, soup is usually good healing food for a sick day. This one is full of healing and nourishing ingredients like turmeric, carrots, apple cider vinegar, curry, garlic, and ginger. And because it’s so creamy and smooth, it feels really good on a sore throat.

5. Healing Lemon Ginger Bone Broth
Bone broth doesn’t have to be all rosemary and thyme—this amazing version for sick days tastes so good and is full of nutrients. You can make it ahead and freeze it so it’s ready when you need it! The secret is Vitamin C-rich lemon and healing ginger. Replace the vegetable oil with olive or coconut.

6. Immune Boosting Hot Cocoa
Being sick can leave us feeling pretty run down even after the worst of it is over, but there are things we can do to boost our immune system and get things running smoothly again. I love this creamy recipe with coconut and almond milks, maple syrup, raw cacao powder, collagen, coconut oil or butter, cinnamon, and maca powder.

7. Turkey Vegetable Soup
Why should chicken soup get all the attention? Turkey soup is just as good for you! This one is made with leftover turkey, onion, carrots, parsnips, celery, riced cauliflower, and seasonings like garlic and sage. It’s sure to help you get back on your feet with all that healthy goodness.

8. Good For Your Tummy Mango Gummies
If you’ve been paleo for more than a few minutes, you probably have heard at least a little about how good grass-fed gelatin is for healing your digestive tract. These gummies are a great way to get than gelatin into your body or into your kids’ bodies because they taste so darn good.

9. Pink Grapefruit Ginger Smoothie
With grapefruit, banana, non dairy milk, carrots, and fresh ginger, you know this smoothie is filled with nourishing ingredients to get your immune system in tip-top shape. The maca powder is optional but encourages general vitality while adding a caramel-like flavor to your smoothie.


Photo: Joy filled Nourishment

10. Cranberry Orange Gelatin Gummies
Here’s another gummy recipe, this one with cranberry juice, which promotes a healthy urinary tract and can provide relief from UTIs (of course, always see a doctor if you think you may have one!). The healing properties of these ingredients are fabulous.

11. AIP “Chocolate” and Peppermint Gummies
Made with carob powder for a chocolaty peppermint flavor without any actual chocolate, these gummies are good for your gut (just like the mango ones) but have a different flavor. I’d recommend the peppermint extract over essential oil, as essential oils aren’t for internal use.

12. Honey, Lemon, and Ginger Tea
This is a great tea for sore throats, and it’s super simple. All you need is lemon, freshly grated ginger, raw honey, and optional cayenne pepper. The cayenne pepper is a key ingredient here, but it’s pretty intense, so consider it optional if you can’t handle the heat or if this is for a child.

13. Raspberry Probiotic Gelatin
Made from brewed kombucha, this gelatin is great for everything from sore throats (so soothing) to stomach bugs (easy on the belly and full of probiotics). With lemon stevia and extra Vitamin C, you know it tasted great too, which can be important if you’re feeding sick kids.


13 Healing Food Recipes to Boost Your Immune System

When you’re sick, nutrition is super important. When your appetite is running low, you can’t keep much down or taste well, and it can be hard to eat enough to fuel your body and start getting healthier. These paleo recipes are packed with healing foods like turmeric, lemon and garlic, and will help boost your immune system so you can recover quicker and regain your appetite.

1. Upgraded Turmeric Latte
Turmeric has long been regarded as a healing root for your body with its anti-inflammatory properties. If you’re feeling under the weather, a hot drink often feels great going down, too! Try this sooth turmeric latte with collagen peptides, ginger, cinnamon, coconut oil, and more.

2. Healing Paleo Chicken Soup
Of course, chicken soup is good food for a sick body. In this recipe, the broth is healing to the gut (even better if you use homemade bone broth) while the turmeric and garlic get to work on inflammation and bacteria that could be keeping you from feeling your best.


Photo: Simple Roots Wellness

3. Healing Green Smoothie
A discussion of healing foods for a paleo lifestyle wouldn’t be complete without a green smoothie recipe, would it? This smoothie is a great way to get your nutrients in and energize your body if you feel up to drinking it. In place of the kefir, you can use coconut yogurt.

4. Creamy Carrot Turmeric Soup With Coconut
Regardless of the type, soup is usually good healing food for a sick day. This one is full of healing and nourishing ingredients like turmeric, carrots, apple cider vinegar, curry, garlic, and ginger. And because it’s so creamy and smooth, it feels really good on a sore throat.

5. Healing Lemon Ginger Bone Broth
Bone broth doesn’t have to be all rosemary and thyme—this amazing version for sick days tastes so good and is full of nutrients. You can make it ahead and freeze it so it’s ready when you need it! The secret is Vitamin C-rich lemon and healing ginger. Replace the vegetable oil with olive or coconut.

6. Immune Boosting Hot Cocoa
Being sick can leave us feeling pretty run down even after the worst of it is over, but there are things we can do to boost our immune system and get things running smoothly again. I love this creamy recipe with coconut and almond milks, maple syrup, raw cacao powder, collagen, coconut oil or butter, cinnamon, and maca powder.

7. Turkey Vegetable Soup
Why should chicken soup get all the attention? Turkey soup is just as good for you! This one is made with leftover turkey, onion, carrots, parsnips, celery, riced cauliflower, and seasonings like garlic and sage. It’s sure to help you get back on your feet with all that healthy goodness.

8. Good For Your Tummy Mango Gummies
If you’ve been paleo for more than a few minutes, you probably have heard at least a little about how good grass-fed gelatin is for healing your digestive tract. These gummies are a great way to get than gelatin into your body or into your kids’ bodies because they taste so darn good.

9. Pink Grapefruit Ginger Smoothie
With grapefruit, banana, non dairy milk, carrots, and fresh ginger, you know this smoothie is filled with nourishing ingredients to get your immune system in tip-top shape. The maca powder is optional but encourages general vitality while adding a caramel-like flavor to your smoothie.


Photo: Joy filled Nourishment

10. Cranberry Orange Gelatin Gummies
Here’s another gummy recipe, this one with cranberry juice, which promotes a healthy urinary tract and can provide relief from UTIs (of course, always see a doctor if you think you may have one!). The healing properties of these ingredients are fabulous.

11. AIP “Chocolate” and Peppermint Gummies
Made with carob powder for a chocolaty peppermint flavor without any actual chocolate, these gummies are good for your gut (just like the mango ones) but have a different flavor. I’d recommend the peppermint extract over essential oil, as essential oils aren’t for internal use.

12. Honey, Lemon, and Ginger Tea
This is a great tea for sore throats, and it’s super simple. All you need is lemon, freshly grated ginger, raw honey, and optional cayenne pepper. The cayenne pepper is a key ingredient here, but it’s pretty intense, so consider it optional if you can’t handle the heat or if this is for a child.

13. Raspberry Probiotic Gelatin
Made from brewed kombucha, this gelatin is great for everything from sore throats (so soothing) to stomach bugs (easy on the belly and full of probiotics). With lemon stevia and extra Vitamin C, you know it tasted great too, which can be important if you’re feeding sick kids.


Ver el vídeo: Η διαιτα της ζωνης. Διατροφική Ζώνη του Δρ. Barry Sears (Mayo 2022).